Viajes Iliria

  • Español
  • English

Montañas Albania

Montañas Albania

Desde hace poco tiempo las montañas de Albania están empezando a recibir turistas del resto de Europa y buena parte del mundo, son estos turistas gente ávida por descubrir una forma de vida ya perdida en el continente y en un entorno rural privilegiado, y Albania posee mucho de ambas cosas.

 

La hospitalidad y curiosidad hacia el forastero, la activa forma de vida de las zonas rurales ya perdida y casi olvidada en Europa, y no me refiero al kanun tan citado en artículos y otros blog cuando se escribe sobre este país y del que ya hablaremos en otra entrada, sino a los usos aún artesanales en trabajos agrícolas, carentes de mecanización y realizados por bastantes jóvenes de la región.

 

Cordilleras

 

Los Alpes albaneses situados al norte del país, con el Maja Jeceres como máxima altura con 2.695 mts., el Maja Rosit con 2.524 metros o el Maja Kolata con una altura de 2.534 mts.
Además de su belleza paisajística que encontramos al cruzar atractivos valles como el de Theth, Valbona, Vermosh, Lepushe y los numerosos ríos que la surcan.

 

Al este, las montañas Sharr y el monte Korab que con 2.764 mts. es la máxima altura del país, en la frontera con Macedonia.

 

En el sur podemos encontrar el macizo del Pindo, entre Albania y Grecia.

 

Estas son algunas de las más destacables, pero habremos de tener en cuenta la infinidad de sierras que se encuentran en el interior del país.

 

Esta orografía sumada al aslamiento sufrido por el país durante tantos años, ha hecho que las zonas de montaña albanesas se conserven como entornos naturales vírgenes, con una gran diversidad de fauna y flora donde se siguen aprovechando sus recursos de una manera tradicional por los habitantes de la zona.

Actividades turísticas.

 

En cuanto a las actividaes a realizar por parte de los visitantes, el trekking o el senderismo, es una de las principales. Se puede practicar a diferentes niveles, desde ascensiones exigentes hasta simples paseos por algunos de sus valles. ÑLos caminos siguen estando transitasdos por la gente local y se puede pernoctar en algún guesthouse, sobretodo en la parte norte del país.

 

En definitiva, pasar unos días en las montañas de Albania, puede ser una experiecia única, un país desconocido pero que presenta un gran atractivo para senderistas y amantes de una forma de vida quie encierra un gran valor etnográfico y cultural.

 

Y tu, ¿Estas dispuesto a descubrirlo?